La gastronomía le da vida a la avenida Gustavo Mejía Ricart

Whatsapp Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

La avenida Gustavo Mejía Ricart se ha convertido en una vía para realizar perfectamente una ruta gastronómica. Partiendo desde su inicio, en la avenida Luperón, hasta la calle Ortega y Gasset (donde termina) alrededor de 60 establecimientos de comida compiten por cada potencial cliente que transita por esta arteria vial.

Era viernes, y el reloj marcaba las 7:30 de la noche cuando el equipo del LISTÍN DIARIO, compuesto por un periodista, un fotorreportero y un chofer hizo un giro a la derecha en la avenida Luperón para iniciar su recorrido por todo lo largo y ancho de la Gustavo Mejía Ricart.

La asignación era clara. Recorrer toda la Gustavo para identificar todos los establecimientos gastronómicos que tiene esta vía y, sobre todo, conocer qué tipo de comida venden, cómo oscilan los precios y cómo se hacen con la falta de espacio para parquear los vehículos de sus clientes.

Ya en el lugar, el primer negocio en recibirnos fue uno que vende bocadillos. A la entrada, la pregunta obligatoria que se tenía que hacer era ¿Quién es el gerente o quién está a cargo del negocio? Así fue. Un joven uniformado respondió que la encargada era alguien llamada “Chanelis”. Por su acento, sospechamos que no era dominicano y que su idioma no era el español.

Con esa información entramos al local. Una joven con gorro, delantal y guantes y, un poco impresionada por la cámara que cargaba el fotógrafo, se acercó al equipo y se presentó como la encargada del lugar y con gran énfasis nos regaló su nombre, Chabelys Báez.

Ante las tantas preguntas realizadas por el periodista, la chica muy amable refirió que el negocio tiene cerca de tres meses en esa avenida. Destacó el gran movimiento que caracteriza a esa zona y consideró que el mismo incrementa sus ventas.

Sobre una iniciativa que busca convertir algunos tramos de la avenida Gustavo Mejía Ricart en peatonal, la joven indicó que la misma no le afectaría, pues el tipo de clientes que reciben no es de los que se queda en el lugar, sino que compra para llevar.

A partir de la Churchill se encuentran la mayoría de los negocios de comida.

A la salida del local, unos pasos hacia al frente se encuentra otro establecimiento de comida. A diferencia del anterior, este vende parrilladas y pollos al carbón. Como en el primero, la pregunta inicial fue la misma. Alguien que estaba en la caja, se presentó como Cinthia Santos y aseguró ser la encargada del lugar. Luego de la presentación formal de ambas partes, esperamos que atendiera a unos clientes y procedimos a realizar nuestro trabajo.

La joven, explicó que el negocio lleva allí más de dos años. Aseguró que la zona cobra un aire distinto los fines de semana y destacó que los parqueos son el talón de Aquiles de la gran mayoría de ese tipo de comercios.

Al cruzar la calle Lorenzo Despradel, los centros de comida comenzaban a aparecer como por arte de magia. Con libreta en mano, el conteo de este tipo de negocios iba incrementando. Ya teníamos identificados cinco establecimientos.

Conforme pasaban las horas, el flujo vehicular aumentaba. Carros parqueados en las aceras y gente caminando a ambos lados de la avenida, convertían la zona en un espacio difícil para desplazarse. Eran las 9:00 de la noche y ya habíamos llegado al final de la avenida Gustavo Mejía Ricart.

Para nuestra sorpresa teníamos anotados más de 60 nombres de restaurantes costosos, food trucks y hasta restaurantes temáticos, lo que nos reafirmó la idea de que esta avenida es ideal para hacer una ruta gastronómica.

CLAVES

No peatonal

La mayoría de los negocios consultados se oponen a que algunos tramos de la avenida sean convertidos en peatonal.

No es viable

“Sería mortal para estos negocios”, así se refirió Rocío Gómez, dueña de un restaurante colombiano al preguntarle sobre la idea de la transformación a peatonal.

Los parqueos

Encargados y dueños de los locales de comida aseguraron que la falta de espacios para que los clientes se parqueen es uno de los inconvenientes que enfrentan.

Sin embargo, la gran mayoría utiliza los parqueos de los comercios que no operan en la noche.

Fuente: Listin Diario

Share.

Sobre el Autor

51 Views

Deja una respuesta